Extinción de condominio: casos, impuestos y ventajas

Como comentamos en artículos anteriores, existen numerosos conceptos jurídicos desconocidos para muchas personas, es por este motivo, desde Asesoría Arribas queremos explicar el término de extinción de condominio explicando qué, en qué casos se puede aplicar, los impuestos con lo que se relaciona y las ventajas de este término.  

¿Qué es la extinción de condominio y cuándo se puede hacer?

La extinción de condominio consiste en la transmisión de la propiedad de un bien de titularidad compartida entre más de una persona. La extinción del condominio está regulada por los artículos 400 y 406 del Código Civil los cuales tratan la división de un elemento común en las comunidades de bienes. 

Uno de los casos más comunes donde se puede hacer es cuando una pareja, casada o no, ha adquirido a medias un hogar familiar. De esta manera, se establece que son copropietarios y por lo tanto, la casa pertenece a ambos. 

Por lo tanto, la extinción de condominio es una de las soluciones posibles cuando la pareja o matrimonio decide separarse y quieren repartirse el inmueble y con ello, terminar con la comunidad de bienes que habían establecido anteriormente. 

Impuestos y gastos que implica la extinción de condominio

El hecho de que la extinción de condominio no se considera una transmisión patrimonial hace que se deba tributar por el Impuesto de Actos Jurídicos Documentados. De esta manera, la carga fiscal varía entre 1 o el 1,5% del valor de la vivienda. 

Por otro lado, es importante comentar que como no se considera transmisión patrimonial y por lo tanto, no debe declarar la Plusvalía Municipal. La tributación por este impuesto en concreto quedará para las futuras transmisiones de la vivienda.  

Las ventajas de la extinción de condominio

En muchos de los casos se obtienen mayores beneficios realizando una extinción de condominio y uno una venta del inmueble debido a que los impuestos establecidos para finalizar la copropiedad resulta más beneficioso para ambas personas. 

Gracias a estos beneficios, muchas de las veces en las que se lleva a cabo una separación o un divorcio se realiza una extinción de condominio donde se cede el 50% de la propiedad de la vivienda familiar ya que la cesión de gastos son mínimos.

Diferencias con la compra venta

Como hemos comentando, la extinción de condominio es el reparto de las partes establecidas de una propiedad entre dos copropietarios, en cambio, la compraventa de un inmueble es el contrato por el cual una o varias personas propietarias de ese bien vende, y por lo tanto, transfieren la propiedad a terceros por un importe previamente establecido.

Como se ha mencionado anteriormente, una de las diferencia respecto a la compraventa es el pago de impuestos ya que mediante la extinción de condominio podrás ahorrar hasta un 50% respecto a la compraventa. 

 

 

No Comments

Post A Comment